¿Qué pasa si se rechaza un cliente fidedigno?